Nacid@s tal día como hoy…19 de mayo: Michael Balcon, James Fox, Nora Ephron, Manuel Parada y Antón García Abril

Área de Cine y Audiovisual / Cineclub Universitario / Aula de Cine

Información complementaria a los ciclos del Área de Cine y Audiovisual (Cineclub universitario / Aula de cine) de La Madraza. Centro de Cultura Contemporánea. Universidad de Granada.
Nacid@s tal día como hoy es una sección en la que, a partir de los natalicios diarios de personalidades del mundo del cine (o del mundo de la cultura que hayan tenido presencia de algún modo en la gran pantalla), hablaremos sobre sus trayectorias profesionales, prestando especial atención a aquellas de sus obras que hayan pasado por la pantalla del CineClub.
Puedes encontrar todas las publicaciones de Nacid@s tal día como hoy…  en este <<enlace>>.

Presentación

Dos británicos, una norteamericana y dos españoles forman el quinteto de figuras del mundo del cine que recordamos hoy martes. El legendario e imprescindible productor, fundamental para entender el cine de las islas, MICHAEL BALCON; el brillante actor JAMES FOX; la notable guionista estadounidense, considerada «la reina de la comedia romántica contemporánea», NORA EPHRON; y dos maestros de la música de cine en nuestro país, MANUEL PARADA y ANTÓN GARCÍA ABRIL.

Michael Balcon (1896-1977)

Unido por vínculos familiares, como ya sabemos, con el magnífico actor Daniel Day-Lewis, MICHAEL BALCON es una figura fundamental para comprender el cine británico desde finales del cine mudo hasta los años 60. Nacido en Birmingham un día como hoy hace 124 años, Balcon fue imprescindible en el despegue como cineasta de Alfred Hitchcock durante los años 20, apoyando su carrera y produciendo sus films de ese periodo desde la productora Gainsborough Pictures que fundó en 1924 con Graham Cutts: «El jardín de la alegría«, «El águila de la montaña«, pero sobre todo las excelentes «El enemigo de las rubias» y «Declive«, ambas claros ejemplos de algunas de las líneas maestras que seguirá el cineasta británico ya en el sonoro (la figura del «falso culpable», el recurso del suspense…). Este apoyo de Balcon a la filmografía de Hitchcock continuará durante el sonoro con títulos tan fundamentales en su etapa británica como «El agente secreto«, y sobre todo la excelente «El hombre que sabía demasiado«y una de sus obras maestras «Los 39 escalones«, todas producidas, ahora, desde la Gaumont British.

Además desde la Gainsborough, produce una curiosa versión de «El perro de los Baskerville» (esta semana recordaremos al escritor Arthur Conan Doyle, y hoy uno de los documentales de CINECLUB/AULA DE CINE LES PRESENTA está dedicado a él), un muy buen melodrama titulado «La ninfa constante«, un estupendo film fantástico, «El hombre que trocó su mente«, pero sobre todo una de las joyas del cine documental, la épica y maravillosa «Hombres de Arán«.

Entre medias, Balcon ha fundado, con Carlyle Blackwell, en 1926, la productora Picadilly Pictures, y, lo que es más importante y su segunda gran aportación a la cinematografía británica, se hace cargo a partir de 1937 de los films creados en los estudios Ealing, la cuna de la gran comedia inglesa de postguerra, pero también de magníficos melodramas -«Mandy»-, cine negro -«El farol azul«-, cine biográfico y de aventuras -«Scott en la Antartida«-, y joyas del cine fantástico -«Al morir la noche«-. Bajo su mandato y trabajando con un grupo de profesionales de primer nivel -guionistas, intérpretes, directores, directores artísticos-, se producen, desde finales de los 40, un ramillete de antológicas comedias que automáticamente se identifican con la idiosincrasia británica y con este estudio: «Pasaporte para Pimlico«, «Ocho sentencias de muerte«, «Oro en barras«, «Los apuros de un pequeño tren«, «Whisky a gogó», «El hombre vestido de blanco», «La bella Maggie» o «El quinteto de la muerte», todas éstas , además de la citada «Mandy» y de la magistral «Sammy, huida hacia el sur» (la cual produce ya desde su productora independiente, Bryanston Films, creada en 1959) dirigidas por el gran Alexander MacKendrick, la mayoría vistas en CineClub.

Su labor como presidente del Experimental Film o su dirección de la British Lions Films son otros méritos de este nombre clave del cine británico (y europeo) clásico, de quien en el CineClub, además de sus producciones para MacKendrick, hemos visto «El enemigo de las rubias», «Ocho sentencias de muerte» y «Oro en barras».

Un magnífico documental sobre los ESTUDIOS EALING de MICHAEL BALCON. v.o.s.inglés.

El cineasta TERENCE DAVIS habla sobre las comedias EALING. v.o.s.inglés.

EL ENEMIGO DE LAS RUBIAS. Completa y restaurada. Muda con música. intertítulos en v.o.

Fragmento de HOMBRES DE ARÁN.

Fragmento de AL MORIR LA NOCHE.

James Fox (1939)

Debutante como actor infantil en la continuación de la excelente «La Sra. Miniver«, «La historia de los Miniver«, o, precisamente, en un film producido por Michael Balcon para la Ealing -«The Magnet»-, el londinense JAMES FOX, que hoy cumple 81 años, fue uno de los jóvenes valores de la interpretación británica surgidos durante los años del Free Cinema. Precisamente lo podemos encontrar en dos títulos fundamentales del movimiento, visto ambos en CineClub, como son la brillante «La soledad del corredor de fondo«y, sobre todo, en la magnífica «El sirviente«, su primer papel protagonista importante y por el que siempre será recordado, junto, además, por el del violento gangster «vampirizado» por una estrella del rock (Mick Jagger) en la «bizarre», sorprendente, retorcida y mítica «Performance«. Su experiencia profesional y, sobre todo, personal en este film lo marcó tanto que, al acabar el rodaje y durante toda una década (1970-1979), abandonó el cine y la interpretación y se volcó en la religión. Antes, y previo a su trabajo en el polémico film de Nicholas Roeg y Donald Cammell, lo podemos encontrar en producciones comerciales y muy populares, tanto británicas -«Isadora», «Aquellos chalados en sus locos cacharros»- como hollywoodienses -«King Rat», «Millie, una chica moderna» y, muy especialmente, la magistral «La jauría humana«-.

Fox reaparece en el cine de los 80 con films como «Greystoke», la maravillosa «Pasaje a la India» del maestro David Lean, el magnífico musical «Principiantes» (también visto en CineClub) o el estupendo film de aventuras dirigido por el gran John Milius «Adiós al rey«, y prosigue trabajando durante los 90 en «La casa Rusia«, «Juego de patriotas o «Lo que queda del día«. Más recientemente lo hemos podido encontrar en «Charlie y la fábrica de chocolate» y «Sherlock Holmes».

Fragmento de EL SIRVIENTE.

Un análisis del rodaje y del impacto de PERFORMANCE. v.o.s.inglés.

Fragmento de LA JAURÍA HUMANA.

Fragmento de PASAJE A LA INDIA.

Fragmento de LO QUE QUEDA DEL DÍA.

Fragmento de CHARLIE Y LA FÁBRICA DE CHOCOLATE.

Nora Ephron (1941-2012)

Neoyorkina nacida un día como hoy hace 79 años, NORA EPHRON fue una directora de éxito y, sobre todo, una de las guionistas más notorias y, según en que trabajos, brillantes, del cine norteamericano de finales del siglo XX. Entre sus trabajos más notables están sus libretos -el primero de ellos nominado al Óscar- para dos films dirigidos con solvencia por Mike Nichols: el drama, con elemento de thriller y biográficos (la vida de la activista anti-nuclear Karen Silkwood), «Silkwood«, o el melodrama, cargado de elementos autobiográficos sobre su matrimonio con el famoso periodista del caso Watergate Carl Bernstein, «Se acabó el pastel«. Y además -y he aquí buena parte de su prestigio- su guión, también candidato al Óscar, para la excelente comedia de Rob Reiner, «Cuando Harry encontró a Sally» (marzo 2011, YO ESTUVE EN EL ESTRENO II).

Es justamente por este trabajo y por sus posteriores guiones para comedias cuya dirección ella va también a asumir, como las muy populares y rentables en taquilla «Algo para recordar» (tercera y última nominación) y «Tienes un e-mail», lo que ha hecho que Ephron sea considerada y bautizada como «la reina de la comedia romántica contemporánea», un título que usado, siempre que se hace, como un halago, puede ser considerado, si se analiza desde otro punto de vista, como un «insulto». Porque lo cierto es que, más allá de los valores y aciertos que tienen sus libretos para estos tres films -en especial para el bien rodado por Reiner-, el trabajo de Ephron como directora en los otros dos títulos -y algo que es extensible al resto de su trayectoria como directora y guionista- es de una tremenda mediocridad; dicho de otra manera, si por lo general el nivel de la comedia contemporánea es pobre, el de la variante «romántica», para el que Ephron escribió y filmó alguno de los títulos que sirvieron (y sirven aún) de guía, es aun más insatisfactorio, siendo precisamente los films de Ephron -los dos citados- las pruebas más evidentes de esa penuria.

Un breve repaso de la carrera de NORA EPHRON.

NORA EPHRON por NORA EPHRON: varias entrevistas y programas especiales en los que habla de su carrera. v.o.s.inglés.

NORA EPHRON y ROB REINER recuerdan CUANDO HARRY ENCONTRÓ A SALLY. v.o.s.inglés.

Cierre: Manuel Parada (1911-1973) y Antón García Abril (1933)

Y nos despedimos hoy hablando de dos maestros de la música para cine de nuestro país. El salmantino MANUEL PARADA, nacido un día como hoy hace 109 años, es un autor imprescindible en el cine clásico español posterior a la Guerra Civil. Su debut en esta disciplina no pudo ser más sonado: poner música (estupenda por cierto) nada más y nada menos que a «Raza«, excelente narración cinematográfica por obra del muy notable cineasta José Luis Sáenz de Heredia a partir, como es de sobra conocido, de un ridículo e imposible guión rebosante de la no menos ridícula, pero por desgracia aun hoy posible, ideología del fascismo triunfador en la contienda, escrito, bajo seudónimo, por el dictador Francisco Franco.

Tras esta obra que, por desgracia, va a marcar la valoración que durante años se ha tenido de él, Parada compone para algunos de los mejores cineasta del cine español de esos años, de Sáenz de Heredia a Edgar Neville, de Antonio Román a José Mª Forqué, de José Antonio Nieves Conde a Rafael Gil (a quien por cierto recordaremos el próximo viernes), y, en palabras de los especialistas Manuel Valls Gorina y Joan Padrol («Música y Cine», ed. Ultramar, 1990), «dominando como pocos los secretos del sinfonismo en la música incidental» en films, de tan uniforme y notable calidad como variada adscripción genérica, como «El escándalo», «El destino se disculpa«, «Los últimos de Filipinas«, «La fe«, «Fuenteovejuna», «Las aguas bajan negras», «La calle sin sol«, «Los ojos dejan huellas«, «Los clarines del miedo«, «Maribel y la extraña familia«, Don Lucio y el hermano Pío» o «Mi calle«, sin olvidar, por supuesto, su famosa sintonía para el «No-Do».

A principios del nuevo siglo, el gran maestro José Nieto rescató y reivindicó a Parada y otros grandes de ese periodo, como los maestros Juan Quintero y Jesús García Leoz, grabando con la Orquesta Sinfónica de Radio Bratislava una selección de lo mejor de sus filmografías.

Sintonía del NO-DO.

Grabación de José Nieto dirigiendo a la Orquesta Sinfónica de Radio Bratislava interpretando la música de cine de MANUEL PARADA.

Por lo que respecta al turolense ANTÓN GARCÍA ABRIL, que hoy cumple 87 años, pertenece a la generación que sucedió a la de Manuel Parada, en el paso del cine clásico al moderno y al contemporáneo. García Abril, quien debuta en 1956, no es menos variado en cuanto al tipo de films en los que trabajó, moviéndose además con enorme soltura y calidad entre las formas jazzísticas y «pop» de moda en la época en que se inicia su carrera -según el modelo americano, francés o italiano-, y las formas más sinfónicas, y ello tanto en cine como en televisión. En este medio, García Abril será siempre recordado por su maravillosa sintonía (y música en general) para la mítica serie documental «El hombre y la tierra», pero también para otras como «Curro Jiménez»,»Fortunata y Jacinta», «Anillos de Oro» o «Brigada central». Anteriormente en cine había creado el pegadizo tema de «Sor Citroen» y otras composiciones ligeras para comedias de la época como «Las muchachas de azul», la excelente «Los tramposos«, «La ciudad no es para mí«, o «El turismo es un gran invento» y «Las que tienen que servir», así como tratamientos más jazzísticos en «La muerte silba un blues» o castizos y zarzueleros en la magnífica «Solo para hombres«. Sin olvidar sus excelentes y tan diferentes trabajos para las estupendas «La colmena» y «Los santos inocentes» ambas con Mario Camus.

Muy interesante y completa entrevista con ANTÓN GARCÍA ABRIL.

EL HOMBRE Y LA TIERRA. Banda sonora completa.

Tema principal de SOR CITROEN.

Tema principal de LA CIUDAD NO ES PARA MÍ.

Tema principal de EL TURISMO ES UN GRAN INVENTO.

Tema principal de FORTUNATA Y JACINTA.

Tema principal de CURRO JIMÉNEZ.

La ORQUESTA CIUDAD DE GRANADA interpreta, en directo, la sintonía de ANILLOS DE ORO.

Tema principal de LOS SANTOS INOCENTES.

Más contenidos del CineClub Universitario en las secciones Publicaciones y Blog de la Web de La Madraza.